CCMonteclaro | Si eres un grinch de la Navidad, te damos 4 motivos para cambiar de idea
16178
single,single-post,postid-16178,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-9.2,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.2.1,vc_responsive
 

Si eres un grinch de la Navidad, te damos 4 motivos para cambiar de idea

centro comercial en Pozuelo de Alarcón

Si eres un grinch de la Navidad, te damos 4 motivos para cambiar de idea

Las tiendas de nuestro centro comercial en Pozuelo de Alarcón ya se encuentran preparadas una vez más para dar la talla en una de las épocas más importantes del año. No cabe duda de que la Navidad es un momento muy particular que cada persona vive de una manera diferente. Pero aunque las fiestas son un momento frenético en el seno de una superficie como el Centro Comercial Monteclaro, hoy queremos pararnos un momento y tener un recuerdo para todos aquellos ‘Grinch’ que reniegan de todo lo navideño. Todos conocemos a alguno, ¿quizás tú seas uno de ellos? Pues vamos a intentar convencerte de que tú también puedes disfrutar de estas fechas y ver algo especial en ellas.

Compartir tiempo con los tuyos

Al igual que las fiestas, cada uno vive la familia a su manera. Pero tanto si tienes decenas de primos con los que organizar un banquete como si prefieres reunirte con tus personas más allegadas y sin grandes fastos, hacer balance del año y compartir un momento especial nunca es una mala idea. Y lo más probable es que, de una forma u otra, las fiestas te traigan un reencuentro con una persona querida a la que no veas a menudo.

Un ambiente único

Puede que te resulte apabullante el despliegue de luces y decoraciones que lo llena todo durante el mes de diciembre, desde las tiendas del Centro Comercial Monteclaro al centro de las ciudades o las puertas y balcones de muchas casas. Pero a fin de cuentas, ¿no merece la pena tener un poco de variedad a nuestro alrededor de vez en cuando? Lo mejor de todo es observar la ilusión de quienes disfrutan de este periodo, y en especial de los niños: ¡difícil no contagiarse!

La excusa para un detalle especial… o para darte un capricho

A fin de cuentas, incluso aunque no compartas ese espíritu navideño, seguro que como mínimo esa fecha señalada es un buen empujón para cumplir con las ilusiones de alguien especial y arreglar con los Reyes Magos que le traigan ese regalo que lleva tiempo deseando. ¿Y por qué no decirlo? También puede ser una perfecta excusa para darte un capricho, aunque sea el de ceder un poco en la dieta y atiborrarte de deliciosos turrones, polvorones, mazapanes o tu dulce navideño de preferencia.

Una vez al año…

Las hojas del calendario suelen pasar antes de lo que uno se espera, y más cuando se trata de esas fechas especiales. A lo mejor cuando quieras dejar de ser el Grinch y ser partícipe de la alegría ya habrá llegado el 7 de enero y te quede todo un año por delante, así que no esperes más y disfruta la Navidad a tu manera. ¡Seguro que alguien estará encantado de compartirla contigo!

No hay comentarios

Deja un comentario